35 Empresas presentan propuestas para la construcción del carril bici que unirá Camargo y Astillero en 2012

lunes, 7 de noviembre de 2011

Un total de 35 empresas han presentado propuestas para la construcción del nuevo tramo de carril bici que a principios de 2012 conectará Camargo con Astillero.

La obra supone la construcción de dos kilómetros y medio en un singular proyecto que incluye un tramo voladizo sobre el mar. Está previsto que las obras finalicen a comienzos de 2012 y cuando esta obra concluya Camargo se situará a la vanguardia de Cantabria, junto con Santander y Torrelavega, al contar con un total de 10.000 metros de carril bici. La nueva infraestructura se va a desarrollar desde Punta de Parayas hasta el límite con el municipio vecino.

El Presupuesto base de licitación de esta obra es de 711.005,91€ y el principal de los criterios de adjudicación es la mejor oferta económica, criterio al que se concederá un 70% de puntos. Se valorará la memoria constructiva con un 20% y con un 10 el plazo de ejecución.

El alcalde de Camargo, Diego Movellán ha destacado la importancia de poner en marcha este proyecto cuya viabilidad estaba en peligro por falta de garantía de fondos suficientes por el equipo de Gobierno anterior.

El nuevo tramo parte de Punta Parayas ocupando la margen derecha desde la Avenida Juan Carlos I frente a Recuperaciones Submarinas, junto a las instalaciones deportivas del Club Parayas, el Hospital Psiquiátrico y sobrepasa Equipos Nucleares. La singularidad de este proyecto es que uno de los tramos se ejecutará como un voladizo sobre el mar. Es una decisión que tiene como objeto que el trazado del carril no entorpezca la salida y entrada de vehículos del área industrial. Por ello, en un tramo de la Avenida Juan Carlos I, el carril continúa en la acera contraria. Ello obliga a esta solución singular que es la construcción de un voladizo.

El 46% del presupuesto de la obra corresponde a la realización del voladizo. Este tramo, de 600 metros de longitud representa más del 24% de la longitud total del nuevo tramo. Los materiales que se van a utilizar tanto en el voladizo como en las barandillas que darán seguridad a este tramo que vuela sobre el mar, unen dos características: por una parte su integración en el paisaje y por otra la simplicidad de su conservación puesto que es un material expuesto al aire libre.

Para ello se ha elegido para el suelo del voladizo una tarima de madera tecnológica, madera falsa. Es aglomerado de madera con unos aditivos que proporcionan una alta durabilidad. La barandilla lleva unos travesaños iguales a los del suelo junto con el resto de la misma que es de acero galvanizado.

Es relevante el componente paisajístico de este proyecto puesto que con la ejecución de este nuevo tramo se recuperan pues espacios para uso público, se mejora la comunicación con el municipio limítrofe y se crea no ya solo un nuevo espacio para el deporte sino una vía de transporte sostenible.

1 comentario muy interesante

Anónimo dijo...

Osea, se conectan las marismas blancas y el carril del aeropuerto ¿no?
Está bien para ir creando poco a poco la salida ciclista de Santander hasta Astillero, pero la zona más delicada y más necesitada de alguna actuación es desde Santander al aeropuerto

7 de noviembre de 2011, 19:56

Publicar un comentario